Nazaret

Nazaret La Basílica de la Anunciación domina la ciudad de Nazaret
Nazaret ofrece exactamente lo que busca un peregrino en Tierra Santa: entrar en contacto con la época de Jesús, conocer sus paisajes, escuchar sus sonidos e incluso respirar sus aromas.

En la almazara aprenderá que el término Nazaret proviene de una palabra hebrea con la que se denomina a los brotes de olivo, la rama de Isaías 11:1.

Se han reconstruido una casa entera y una sinagoga del tipo en el que Jesús predicó en esta misma ciudad (Lucas, 4:16-28).

Visitar Nazaret es una manera verdaderamente única de sumergirse en la Biblia.

Basílica de la Anunciación

Esta basílica se estableció en Nazaret, en el lugar donde según la tradición católica romana tuvo lugar la Anunciación. La Tradición ortodoxa griega sostiene que este evento ocurrió cuando María estaba sacando agua de un manantial local en Nazaret, y la Iglesia Ortodoxa Griega de la Anunciación se construyó en ese lugar alternativo, sobre la “Fuente de María”.

La basílica actual es un edificio de dos plantas construido en 1969 sobre el emplazamiento de la etapa bizantina anterior y después de la era de la iglesia de los cruzados.

En el interior, la planta baja contiene la Gruta de la Anunciación, considerada por muchos cristianos como los restos de la casa de la infancia de la Virgen María.

Al norte de la Basílica de la Anunciación, casi adosada a ella, se halla la Iglesia de San José, encima del tradicional lugar de su carpintería. Fue construída sobre las ruinas de una antigua iglesia de los Cruzados del siglo XIII. Es famosa por su cripta a la entrada de la iglesia inferior, su prensa de vinos con mosaicos bizantinos junto a una cueva subterránea, y un silo. Según la tradición permanecen los restos de la antigua carpintería y de una pila bautismal.

Visto 194105 veces Modificado por última vez en Miércoles, 23 Abril 2014 15:09